• calicomovamos

Las poblaciones más vulnerables de Cali están a más de 15 minutos de una sala de urgencias

Este artículo apareció originalmente en el sitio web de la Facultad de Ingeniería (Universidad del Valle) aquí y fue reproducido con permiso. Su autor es Andrew James Wight (NCC-FI/Univalle).


Facultad de ingeniería Univalle
Un mapa de calor mostrando el tiempo de viaje hacia una sala de urgencias, en un rango entre verde (10 minutos) hasta rojo (30 minutos). Crédito: Proyecto AMORE

La congestión vehicular puede ser un inconveniente, pero también puede marcar la diferencia entre la vida y la muerte—una parte importante de la población con bajos ingresos en Cali, Colombia, no puede llegar al servicio de urgencias de atención terciaria más cercano en menos de 15 minutos, lo revela un nuevo estudio realizado por investigadores de varias instituciones internacionales incluida la Universidad del Valle (Univalle).


Estudios previos realizados en el exterior, han mostrado que una atención de urgencia oportuna y adecuada puede evitar el 45% de las muertes, y el 36% de las discapacidades relacionadas con ella, en los países de media y baja renta (PRMB).


Read this article in English here.


En el contexto de este estudio, el médico Luis Gabriel Cuervo, estudiante de doctorado de la Universitat Autònoma de Barcelona en España, y el profesor Ciro Jaramillo, Director del Grupo de Investigación en Transporte, Tránsito y Vías (GITTV) de la Facultad de Ingeniería de la Universidad del Valle, son coautores del artículo en “preprint” titulado: “Cross-sectional equity analysis of accessibility by automobile to tertiary care emergency services in Cali, Colombia in 2020”.


Los investigadores utilizaron, en dos ocasiones durante 2020, una plataforma digital llamada proyecto AMORE para mostrar los efectos negativos de la congestión vehicular en el acceso equitativo a los servicios de urgencias de atención terciaria en Cali, con el propósito de evidenciar la información de forma sencilla, a través de un "mapa de calor" que ilustra las zonas con mayor desventaja en la ciudad, con relación a los tiempos de viaje (accesibilidad) a los servicios de salud, en distintos niveles de congestión de tráfico. Además de la sencillez para visualizar el problema, el proyecto es novedoso porque usa datos dinámicos, que permiten apreciar los cambios en la accesibilidad en distintas horas del día.


Investigadores Facultad de Ingeniería Univalle
Imagen: Infográfica con base en la plataforma del proyecto AMORE. Crédito: Proyecto AMORE.
 

¿El impacto del acceso a los servicios de la salud?


El profesor Jaramillo explicó que el estudio se realizó con descargas de datos obtenidos en el área urbana de Cali, una ciudad del suroeste de Colombia con más de 2 millones de habitantes, donde cerca de la mitad de ellos viven en hogares de bajos ingresos.


“La ciudad es nuestro laboratorio a escala real y el tratamiento de los datos espaciales con herramientas geomáticas son esenciales”, planteó el profesor Jaramillo".

El profesor Jaramillo explicó que en el marco del proyecto se integraron datos demográficos del Censo Nacional de Colombia, datos de flujo de tráfico desde la plataforma Google Distance Matrix; y los datos correspondientes a los 14 centros de atención terciaria de salud con servicios de urgencias.


“En una emergencia catastrófica de salud, cada minuto cuenta—el tiempo que se tarde en recibir el servicio idóneo puede definir el pronóstico; quienes reciben atención oportuna de calidad tienen mejores opciones”, señaló el médico Cuervo.


Los investigadores explicaron que los datos muestran qué poblaciones tardan más en llegar a un centro dentro de un umbral de tiempo bajo diferentes niveles de congestión del tráfico; es decir, las personas en situación de vulnerabilidad tienen que desplazarse por más tiempo y, por tanto, invertir más recursos personales directos e indirectos para acceder a los servicios de urgencias de atención terciaria que la población media.


Los investigadores comentaron que también hay consecuencias por la congestión vehicular, para quienes acuden a servicios ambulatorios de salud, por ejemplo: pacientes de hemodiálisis, quimioterapia, rehabilitación o radioterapia.


“Para quienes acuden a los servicios frecuentemente, el tiempo es dinero: las familias de quienes frecuentan cuidados ambulatorios presenciales incurren en costos directos e indirectos con cada desplazamiento”, dijo el médico Cuervo, añadiendo que los costos directos e indirectos aumentan con la duración de los viajes.

“Imagínese tener que acudir a una hemodiálisis 3 o más veces semanales, esto fácilmente lleva una familia a la ruina y limita las posibilidades familiares”, explicó el médico Cuervo, añadiendo que cuando los servicios están más cerca de la gente, se reducen los riesgos del transporte y el impacto económico de la enfermedad.


“Me ilusiona la posibilidad de que la cotidianidad mejore para las familias y pacientes que enfrentan enfermedades de alto costo al facilitar que puedan acceder a los servicios ambulatorios de uso frecuente sin incurrir en viajes prolongados”, agregó el médico Cuervo.


Además, el médico Cuervo sueña con un futuro donde no menos del 95% de los caleños puedan llegar en no más de quince minutos en auto a las urgencias de alta complejidad más accesibles.


Leer más de la EICG:Investigadores de Univalle mapean las llanuras de inundación para minimizar el riesgo a la vida y los bienes




Impacto en Cali, Latinoamérica y el mundo

El médico Cuervo explicó que para lograr un cambio a nivel de política pública, es importante proporcionar los mejores datos posibles presentados en formas prácticas y fáciles de aprovechar.


“Comunicarse atendiendo a las necesidades de los decisores y en lenguaje comprensible podemos llegar al corazón y a la razón”, manifestó el médico Cuervo, quien es un egresado de posgrado de la Univalle y mantiene vínculos fuertes con la institución y su familia en Cali.

“Queremos proporcionar a las secretarías de salud, de movilidad y a otras dependencias en el gobierno municipal, herramientas que sean útiles para tomar decisiones de política pública, por ejemplo, trasladar puestos de salud más cerca a poblaciones vulnerables o repotenciar los servicios disponibles”, afirmó el profesor Jaramillo, añadiendo que “Cali se constituye en la prueba del concepto, exponiendo el estudio un abordaje sencillo y eficiente"

El médico Cuervo complementa que además de las autoridades, la información es útil y adecuada para los usuarios y prestadores de los servicios de salud y para los miembros de la comunidad, especialmente ahora que se definen las alcaldías locales del Distrito Especial.


“Puede replicarse en muchas ciudades latinoamericanas y ciertamente en Colombia, con las mediciones de tiempos de viaje y datos georreferenciados de las poblaciones y los servicios de salud”, complementó el médico Cuervo.


Por ejemplo, un estudio previo reveló que en Dhaka, Bangladesh, una ciudad grande de Asia, sólo el 63% de la población de los barrios marginales de la ciudad está a menos de 60 minutos de la mayoría de los servicios de emergencia, en condiciones de tráfico congestionado.



Artículo elaborado por la Facultad de Ingeniería de la Universidad del Valle


Si le gustaría contactar a los investigadores o conocer más sobre los proyectos, escriba a la Oficina de Comunicaciones Facultad de Ingeniería: comunicaingenieria@correounivalle.edu.co.