• calicomovamos

‘De la huerta a tu mesa’

Un modelo de producción y consumo de alimentos sanos y sostenibles que busca impactar el sur de Cali.


Este artículo apareció originalmente en el sitio web de la Universidad Autónoma de Occidente (UAO) aquí y fue reproducido con permiso. Su autor es Camilo Andrés Tello Córdoba.


Desarrollar un modelo local de alimentación saludable, de bajo costo, que inicie desde la producción sostenible de alimentos: huertas caseras y comunitarias y, que llegue hasta la transformación de los productos es el objetivo del proyecto ‘De la huerta a tu mesa’, que a través de un modelo ecológico está impactando 11 familias de la Parcelación Andalucía en Cali, y que a futuro busca promover corredores agroalimentarios que impacten positivamente al sur de la ciudad.
Facultad de ingeniería Univalle
Crédito: Jaime Osorio

‘De la huerta a tu mesa’, es desarrollado por la UAO a través del Instituto de Estudios para la Sostenibilidad, SENA, DAGMA, la Granja Tarapacá y la comunidad de la Parcelación Andalucía de Cali, quienes buscan la recuperación de la biodiversidad local, el consumo de alimentos sanos y producción responsable con el medioambiente.


El proyecto fue ganador de la convocatoria Un Valle del Conocimiento 2020 de la Gobernación del Valle del Cauca y, luego de un año de trabajo con la comunidad, se realizó una actividad de cierre en donde los habitantes de la Parcelación Andalucía pudieron cosechar sus primeros alimentos.


“No solamente impactamos la Parcelación Andalucía, sino que queremos que este modelo lo podamos replicar en el Valle del Cauca porque es muy importante empezar a producir alimentos sanos, alimentos sostenibles”, señaló Elizabeth Gómez Etayo, directora del Instituto de Estudios para la Sostenibilidad.

‘De la huerta a tu mesa’, se enfocó en la construcción de huertas comunitarias en 12 predios familiares de la Parcelación Andalucía, a través de ‘Encuentros de saberes y sabores’ y talleres sobre huertas orgánicas


“La importancia del proyecto se centra en la promoción de una soberanía alimentaria a través de buenos hábitos alimenticios, protección de servicios ecosistémicos; aprovechamiento de los residuos orgánicos para producir fertilizantes y usarlos en la misma huerta. El objetivo final es que se cierre el ciclo produciendo alimentos de primera necesidad dentro de la familia”, apuntó Fanor Bermúdez, docente UAO y asesor técnico de las huertas.

Investigadores Facultad de Ingeniería Univalle
Crédito: Jaime Osorio
 

De esta manera, el proyecto también pretende impactar a las comunidades cercanas al campus UAO Valle del Lili como Ciudad Pacífica y Bochalema, además de articularse con el corregimiento El Hormiguero, buscando promover un modelo de corredores agroalimentarios que puedan ser replicados por cualquier familia o persona que esté interesada.


“El proyecto ha tenido una gran importancia para la comunidad. Iniciamos con el interés de conocer cómo preparar los alimentos, pero también aprendimos a sembrar y a preparar nuestras huertas”, dijo Esneda Mogollón, presidenta de la Junta de Acción Comunal de la Parcelación Andalucía.

Uno de los rasgos más significativos de este proyecto, y que la comunidad agradeció a las entidades líderes, fue la consolidación de los lazos sociales y comunitarios entre los vecinos del ecobarrio, un suceso que se fue transformando a medida que fueron compartiendo saberes y asistiendo a los talleres de cocina y de huertas orgánicas.


“El proyecto nos ha acercado mucho entre los habitantes de la comunidad, porque estábamos trabajando de manera solitaria, y en la pandemia hemos podido compartir más con los vecinos. Ha sido una experiencia muy desestresante; he transplantado 20 plantas y todas se han desarrollado, estoy muy felíz”, aseguró Mariela Saucedo, residente de la Parcelación Andalucía.

Para Mónica Victoria del DAGMA, las huertas caseras son un proyecto que se requiere en toda la ciudad y municipios aledaños porque son una necesidad básica que impacta positivamente en la sociedad.


“Si entendemos que las huertas caseras nos generan bienestar y realizamos un proceso retributivo con la naturaleza, vamos a avanzar hacia un camino de dignificación de la vida en cada uno de los territorios”, expresó Victoria.

La comunidad de la Parcelación Andalucía espera poder continuar con proyectos de seguridad y soberanía alimentaria en los próximos años, aprovechando el conocimiento aprendido y la unión y entusiasmo de sus participantes.


Conoce los testimonios de los participantes en el siguiente video.